Posteado por: toniogago | 18 marzo 2010

Instalar Windows XP en un disco SATA sin Disquetera (F6)


Los discos duros SATA empiezan a tener más apreciación tendiendo a sustituir a los IDE debido al incremento de velocidad que ofrecen. Los fabricantes de placas base empiezan a implemenar el standar de hace años, cuando la tecnología era joven y cara. Ahora como los precios de los discos SATA han bajado a niveles donde cualquiera puede decidir si elige un disco SATA o un IDE, se ha observado una gran migración de los usuarios comunes de ordenador.

Estos eligen instalar Windows y aplicaciones en discos SATA porque proporciona más velocidad que determina que el sistema vaya más ligero. Por ello para aquellos que tengan placas base antiguas con soporte SATA, necesitan un paso extra si intentan instalar Windows XP. Windows XP no proporciona drivers para todas las controladoras SATA, para estos casos, durante el procedimiento de instalación, el usuario debe insertar un disquete con los drivers que vienen con la placa.

No es un gran esfuerzo, pero lo gracioso es que un gran número de gente no tiene disqueteras. Bajo estas circunstancias, sin disquete no se puede instalar Windows XP en un disco SATA (en algunas placas). El resultado? La instalación simplemente no dectectará del disco SATA.

Aquí os presento un método para evitar este inconveniente con un truco.

Vayamos poco a poco. Tenemos un problema estrictamente de driver porque el driver SATA que necesitamos no viene con el paquete de instalación de Windows XP. Qué pasa si nosotros añadimos del driver por nuestra cuenta antes de instalar Windows?

Ingredientes:

  • El CD original de instalación de Windows XP
  • Una aplicación Freeware llamada Nlite
  • Un CD en blanco
  • Además necesitamos los drivers de la controladora SATA proporcionada por el fabricante. En caso de no encontrar ningún disquete de la placa o no puedes localizarlo en el CD de la placa, puedes consultar la web del fabricante para bajar la última versión.

Proceso:

Primero descarga el driver y descomprímelo en una carpeta. Luego descarga e instala la aplicación Nlite.

Cuando inicies Nlite te preguntará sobre el CD de instalación de Windows XP. Inserta un CD original. Pulsar Siguiente y empezará la copia.

Para insertar los drivers SATA en el paquete de instalación necesitarás tenerlo salvado en el disco duro. Cuando te aparezca una ventana de aviso pulsa OK y selecciona la carpeta de destino donde se van a guardar los archivos.

Ahora pulsa Siguiente dos veces hasta que veas una ventana donde te aparezcan unas opciones ordenadas en 4 categorías: Integrar, Borrar, Configurar, Crear.

Estamos interesados en el procedimiento de integración, entonces seleccionde el botón Integrar Controladores y pulsa Siguiente. En el siguiente menu pulsa Insertar y selecciona “Carpeta de múltiples controladores” en el menú desplegable. Esta opción te permite buscar la carpeta donde descargastes el driver.

Selecciona la carpeta correspondiente y pulsa Siguiente.

Obtendrás una lista de drivers disponibles (en el caso de que haya más de uno) o simplemente un driver.

Selecciónalos y pulsa Siguiente.

Ahora la aplicación nos preguntará si queremos iniciar el procedimiento de integración. Elegir Si y esperar a que los drivers se integren en el paquete de instalación.

Con el driver de marras incluído en el CD de instalación, ahora puedes instalar Windows XP en tu disco SATA … pero … el paquete de instalación está en el disco duro. Necesitas un CD Autoarrancable primero para iniciar la instalación. No te preocupes, una vez que la instalación haya sido adornada con los drivers que el usuario necesite, se podrá transformar en una imagen de disco autoarrancable y luego grabarla en CD. Para encapsular la instalación en una imagen ISO utilizamos la misma aplicación Nlite.

Abre el Nlite. Asegúrate de seleccionar la carpeta de instalación y pulsa Next. Selecciona la Ultima Sesión y pulsa Siguiente otra vez. Ahora desde el menú de opciones elige Crear ISO Autoarrancable y pulsa Siguiente.

En la siguiente ventana asegúrate de que el modo esté marcado como Crear Imagen y pulsa Crear ISO. La imagen ISO se grabará en la carpeta que queramos. Una vez que el proceso de grabación de imagen finalice podrás grabarlo en un CD con cualquier grabador de CD

Lo he probado en un Toshiba Tecra M9 (PTM91E) y funcionó.

Enlaces:

Este post lo he traducido de una página de Softpedia escrita por Dragos Jijau.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: